2007/02/16

El cielo caerá sobre nuestras cabezas

Éste es el titular que veo aparecer un dia sí y otro día también en las páginas de noticias a las que estoy suscrito. Cada vez es una amenaza diferente pero siempre anunciada por quien sacará tajada evitándola. La única excepción a esto hasta ahora son el cambio climático y el aumento en la estupidez de nuestros escolares.

Últimamente son casi todas sobre Internet y la supuesta baja capacidad de los sistemas de comunicaciones en todo el planeta. ¿Realmente esto es verdad? Que las empresas de telecomunicaciones se obcequen en repetir esto no quiere decir que lo sea; sus intereses los hacen sospechosos.

Cada poco salen nuevas tecnologías que multiplican la cantidad de datos que se pueden transmitir una misma fibra óptica. Desde hace años lanzan periódicas ofertas que amplían el ancho de banda (relativamente) disponible para el usuario; que son 20 megas, ¡a ver si te enteras! y chorradas parecidas. El vídeo bajo demanda es algo al alcance de la mano según ellos.

Ahora, de repente, Internet es una carretera secundaria. Hay que cortar el grifo, limitar el P2P, las descargas de vídeos, la VoIP y desde luego pasan de asegurar prácticamente nada del caudal que el usuario contrata. Priorizar el tráfico es básico.

¿No será que hasta ahora ha estado muy bien vender ancho de banda no usado? Porque ver webs no consume, pero si dejas de usar su servicio de teléfono en favor de la videoconferencia, si no contratas televisión por cable y ves YouTube para entretenerte, si bajas distros de sistemas operativos varios o cualquier cosa del eMule... ahí SÍ que estás consumiendo. Tener que dar un servicio de verdad cuesta dinero y rebaja el lucro, y eso no están dispuestos a tolerarlo.
Alguien tendrá que pagar la cantidad de kilómetros de fibra óptica sin apenas utilizar que desplegaron en la "época de las .com".

Creo que todo esto no son más que FUDs sembrados para crear necesidad, que es lo que realmente mueve el mercado. Si no hay demanda, se crea..Esa fibra hace falta, de verdad de la buena que la necesitamos. Si no les compramos esos servicios estamos condenados.

A George W. Bush le funcionó muy bien con el terrorismo. El P2P y los barbudos islámicos parecen igual de escurridizos. Es mejor crear una amenaza irreal, poco palpable, que una rebatible. Si además consigues que esté en todos lados o que cualquiera pueda ser el culpable, de forma que no haya como aislarla e ignorarla, chapeau! Asegúrate de hacer algún 'ataque' controlado cada cierto tiempo para mantener viva la incertidumbre y el temor. Erígete en salvador, pide el apoyo de todos y cóbrales por ello. No soluciones el problema que has creado, pero que se vea que lo combates. Profit!

Estos, y otros más en la colección "Cómo el temor alimenta mis bolsillos". Escríbela tu mismo.

No hay comentarios: